No hay dos sin tres. Felicitémonos pues por tercera vez los jóvenes (algunos) colaboraron y participaron en el aspecto “no lúdico”, es decir en lo religioso, lo que cada día es más difícil. Y tiene su mérito, ya que cada tarde, hay que dedicar un tiempo notable de ocio, no siempre (como siempre) valorado. Gran parte de la juventud solo se acerca al Santo para hacerse una  foto, o ni eso. La moda y el atractivo están en otro sitio.

En época de búsqueda o limpieza de locales  para peñas, la iniciativa de algunas jóvenes, hizo posible el reunir en tardes de ensayo  a voces e instrumentos, incorporando este año teclados y más guitarras.  Ante la indisposición de Diego el día 15 afloraron los nervios, las fiestas de Guijuelo o la vigilia de la noche anterior dieron al traste con alguna voz. Finalmente Diego pudo asistir a la misa y dirigir con acierto y carisma a todo el grupo.

El futuro depende del grado de madurez y responsabilidad de quienes se les supone capacidad para  organizar estos actos, al igual que lo hacen para peñas u otros menesteres.

Hay algún video de los ensayos; no es la MTV, pero si reflejan el tiempo y esfuerzo.

 

DSC02748 DSC02757 DSC02758 DSC02762
DSC02766 DSC02782 DSC02845 DSC02835
DSC02842 DSC02764 DSC02759 DSC03028
DSC03052 DSC03048 DSC03049 DSC03051
VIDEO 1 VIDEO 2 VIDEO 3 VIDEO 4